Maquillaje y Kamasutra.

Natalia Prada Ortega

Compartir

Compartir

Guardar Artículo

Cuando PANDORASCODE me dijo que el tema de este mes era Amor, sexo y astrología, empece a pensar que seguramente existia una relación entre el maquillaje y el amor, o el maquillaje y el arte de la conquista, y que seguramente en la antiguedad existió algún ritual relacionado con eso. Pues en mi búsqueda encontré que efectivamente uno de los libros en donde se habló de rituales de belleza como maquillaje, pintura corporal, tintes para el pelo, perfumes y ungüentos fue el Kamasutra.

Para muchos de nosotros en la cultura occidental el Kamasutra se conoce como un libro de posturas sexuales, pero resulta que esto no es más que un capítulo de todo un tratado sobre el amor y el arte de amar. El Kamasutra es una guía para  llevar una vida virtuosa, placentera y plena en el amor, las relaciones y la propia naturaleza, y aunque no lo crean la pintura corporal y el manejo de las esencias, los olores y cuidados de la piel hacen parte de esta guía.

En la India se le conoce como Kamashastra a la antigua ciencia del amor. Resulta que un señor originario del norte de la india llamado Vatsyayana decidió escribir un libro en el que recopiló todo lo que se sabía de esta ciencia del amor, este libro es el Kamasutra. Las primeras veces en las que se habla del placer femenino, y de como la mujer es dueña de su propio placer y no debe depender del hombre para lograrlo, también da tips para la conquista, como flirtear, consejos para el matrimonio, para retener al ser amado e incluso habla de cómo ser buenos ciudadanos. 

Eso sí, hay que tener presente que este libro fue escrito hace mucho tiempo y en esa época y en esa parte del mundo los hombres podrían tener un harem con muchas mujeres o tener varias esposas si creían que la que tenían ya no podía cumplir con su rol a cabalidad.  Aunque el libro habla mucho de cómo deben ser las relaciones de pareja y como el hombre debe respetar a la mujer y entender que su forma de llegar al placer requiere otro tipo de rituales, también encontramos cosas como que está permitido acostarse con la esposa del enemigo a manera de venganza y cómo dar golpes y mordiscos en los momentos de pasión. También hay toda una guía acerca de cómo ejercer la prostitucion correctamente, como cobrar y atraer clientes.

Una parte interesante de este relato es lo que se conoce como las 64 ciencias complementarias de Kamasutra, estas ciencias deben ser estudiadas por hombres y mujeres en diferentes etapas de la vida para lograr conquistar a su pareja y mantener viva la llama del amor.  Según el texto las mujeres deberían estudiar estas artes antes de la juventud (19 años), en secreto a solas o con alguien de su entera confianza, al dominar estas artes podría ser capaz de someter a su marido. Por otro lado, si una prostituta se destacaba en todas las 64 artes y además era bella y con buena actitud adquiriría el título de cortesana y esto le daba un estatus muy alto en la sociedad, hasta podía hacer parte de la asamblea pública y era respetada por los hombres. 

Las 64 ciencias son las siguientes: canto; música instrumental; danza; pintura; recortar distintivos (decorativos para la frente); crear varias líneas ornamentales con arroz y flores; colocar flores; colorear los dientes, la ropa y el cuerpo; incrustar gemas en el suelo; preparar la cama; hacer la música con agua; rociar con agua (juego); realizar trucos que sorprendan; trenzar collares de varias maneras; hacer diademas y coronitas; realizar el aseo personal; distintas formas de adornar las orejas; preparar los perfumes; disponer adornos; artes de magia; los remedios de Ku cumara; destrezas con las manos; cocinar distintos tipos de verduras, sopas y alimentos sólidos; preparar bebidas, zumos, condimentos y licores; los trabajos de sastrería y el tejido; el juego de hilos; tocar música con el laúd y el tambor; resolver acertijos; el juego de las estrofas; pronunciar trabalenguas; recitar trozos de libros; conocer las obras teatrales y los cuentos; completar la memoria de estrofas de poesías; distintos modos de trenzar cintas y juncos; trabajos de alfarería; carpintería; arquitectura; saber distinguir la plata y las piedras preciosas; metalurgia; conocer el color y los lugares de origen de las piedras preciosas; saber aplicar las doctrinas sobre el cuidado de los árboles; preparar peleas de carneros, gallos y perdices; enseñar a hablar a papagayos y estorninos; ser expertos en dar friegas, masajes y peinar; comunicar con el lenguaje de las manos; conocer los distintos lenguajes convencionales; hablar en dialecto; interpretación de los oráculos celestes; descifrar los presagios; el alfabeto de los diagramas místicos; la técnica de la memorización; saber recitar un texto en tertulia; componer poesías mentalmente; saber de diccionarios; conocer la métrica; tener claras las normas poéticas; conseguir fingir ser otro; disfrazarse con ropa; distintos juegos de azar; el juego de los dados; conocer los juguetes de los niños y finalmente ser expertos en las ciencias de las buenas maneras, de la estrategia y del ejercicio físico.

Como ven uno se tardaría toda la vida estudiando y siendo un experto en todas las artes, pero lo que más curioso me pareció es toda la parte que se refiere al aseo personal, ungüentos, perfumes  y decorar el cuerpo con tintes. Resulta que en un extracto del libro cuando habla de cómo ser un hombre elegante dice que los hombres se deben depilar sus partes íntimas cada 5 días sin excepción, además de bañarse y afeitarse. Así mismo el hombre debe aprender que el ungüento de sándalo se debe aplicar en el cuerpo de su esposa en las primeras noches de casados. 

Las mujeres por otro lado se preparan para la noche de bodas con un ritual que incluye la decoración de manos y pies con henna, esto lo debe hacer una mujer que esté felizmente casada como buen augurio para la novia y las figuras que se hacen representan la prosperidad y el amor. Así mismo, el nombre del novio se incluye a veces en los diseños ya que una de las actividades propuestas en la noche de bodas es que él encuentre su nombre escrito en el cuerpo de su mujer. Otra tradición que ha empezado a tomar fuerza en estos tiempos es que durante la noche de bodas el esposo hace diseños en el cuerpo de su esposa con la henna como ritual erótico, o que la novia previamente tenga diseños en sus senos y partes íntimas que su esposo descubrirá la noche de bodas.

En el libro también se habla de teñir el pelo con henna para que sea más fuerte y brillante y como se debe decorar con flores y peinados elaborados para atraer a su esposo. También dice que es importante que la mujer utilice cosméticos y perfumes que ella misma prepara para que el hombre quede prendado, e incluso hay recetas para subyugar al ser amado con polvos de hojas y huesos de pavo, recetas de como hacer que el pelo se ponga blanco al igual que los labios para casos especiales que en realidad no entendí.

Cómo ven desde siempre el maquillaje, ungüentos y perfumes han hecho parte de la vida de hombres y mujeres desde la antigüedad, y el cuidado personal está ligado a la atracción que despertamos en los demás. Conocer estos cuidados y aplicarlos siempre ha estado ligado a situaciones de poder y empoderamiento tanto de hombres como mujeres. El maquillaje y los cosméticos hacen parte de nuestro bienestar y por qué no de nuestros rituales de placer íntimos y en pareja.

 

 

 

Fotografía: Khadjija Yousaf

Comentarios:


X

Si te gusto el artículo o quieres leerlo después haz clic en el corazón (Guardar Artículo)